En este blog hablaremos sobre la “Construcción de los roles de género, violencias y desigualdades en la publicidad”. Desde el punto de vista de la comunicación analizaremos la situación actual de la sociedad y cómo afectan las disigualdades de género a las pautas colectivas de conducta. En las diferentes entradas profundizaremos en los diferentes aspectos que engloba nuestro tema, poniendo ejemplo reales vinculados al mundo de la publicidad.

diumenge, 20 de març de 2011

LA PUBLICIDAD, UN BUEN PUNTO DE PARTIDA PARA EL CAMBIO

Ángela Edo Doménech


En esta sociedad desigual, llena de estereotipos, problemas de violencia de género, de racismo…La publicidad juega un papel muy importante y es por ello, un buen punto de partida para el cambio.

La publicidad nos remite a un mundo fantástico, un espacio ideal al que debemos aspirar, un espejo en el que mirarnos para ser aceptados socialmente y alcanzar el éxito familiar, profesional… La publicidad es el escaparate de nuestros deseos y sueños, tanto los públicos como los más íntimos. La publicidad posee una gran fuerza de persuasión, que influye en la transmisión de valores y creencias. La publicidad está constantemente en nuestras vidas. Todos los días recibimos inconsciente o conscientemente cientos de mensajes publicitarios. Estamos rodeados de lenguaje publicitario.

 A pesar de los diferentes avances de nuestra sociedad y  del control que actualmente existe sobre el discurso publicitario a través de distintos sistemas de autorregulación como Autocontrol y a través de Ley general de la publicidad de 1998, seguimos encontrando mensajes publicitarios que se promueven desigualdades socioculturales y estereotipos.

Normalmente se asocia a las mujeres a las tareas del hogar y la maternidad y se la presenta como objeto de deseo. Por otro lado, a hombres se les muestra como modelo del éxito profesional, de la estabilidad, la virilidad… aunque, es verdad que no se libran de estereotipos sexistas.
Aquí podéis observar dos estereotipos de los comentados. En el anuncio de Armani observamos al hombre realzado por su masculinidad y su virilidad y presentado con un hombre con mucho éxito. Por otro lado, en el anuncio de Media Markt observamos a la mujer como reclamo erótico- sexual en el que se asocia parte del cuerpo femenino al producto sin tener una relación aparente entre estos.



Es importante que se erradique del lenguaje publicitario, los clichés y estereotipos que promueven las desigualdades socioculturales y que, se convierta en un lenguaje responsable que fomente la igualdad y los valores sociales. Debemos reflexionar sobre este tema y ser capaces de comprender que los mensajes responsables son los que contribuyen a desarrollar una sociedad más comprometida, justa e igual.



Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada